Publicado en Estrategias de inversión

Hay mucho que perder pero, también, mucho, mucho más que ganar en el Ibex 35. El selectivo español se halla en una encrucijada en la que un rebote a estas alturas lo llevaría a visitar niveles añorados, mientras que, un empeoramiento del escenario macroeconómico se convertiría en su ‘tiro de gracia’, llevándole incluso a hundirse en niveles mínimos de casi una década.

Ojala pudiéramos hacer borrón y cuenta nueva de los últimos 6 meses del Ibex 35 y que el lastre superior al 35% que arrastra se convirtiera en agua pasada. Esto es complicado, pero no descartable. Los indicadores de sentimiento vaticinan una posible subida, también las teorías históricas de rebotes bursátiles. Son las incertidumbres económico-políticas las que no dan respiro. Entre los grandes obstáculos para el rebote están: que los bancos centrales de Europa y Estados Unidos no muevan ficha, el problema económico y político de Grecia que persiste, Wall Street da señales de agotamiento, gran volumen de posiciones cortas en la bolsa española y deterioro de la situación macroeconómica de España. Entre los vientos a favor figuran: los indicadores de sentimiento demasiado bajistas, la historia y el aguante de los grandes valores.

En referencia al problema que vive Grecia, lo que preocupa más al mercado de estos comicios es un triunfo de las fuerzas anti-europeístas que podría llevar a Grecia a salir de la unión monetaria. Si esto se diera, “tensionaría la financiación de la deuda a largos plazos, metería presión al euro y el equity lo recogería muy negativamente por el miedo al contagio a otras economías, especialmente España e Italia”, indica Rubén de la Torre, gestor de renta variable de Inversis Banco.

El escenario técnico del Ibex 35 viene marcado por un amplio rango comprendido entre los mínimos de marzo de 2003, en los 5.200 puntos, y la media móvil de 50 sesiones, que cotiza en torno a 8.400 puntos. Por tanto, ¿qué niveles técnicos podría visitar el Ibex 35? Si todos los condicionantes negativos van a peor, el selectivo podría profundizar sus caídas y, por tanto, “tras perder el soporte de los 6.500 puntos, no tenemos otra referencia que los 5.200 puntos”, situación en la que, según Rubén de la Torre, “el mercado estaría descontando lo más dramático, como la ruptura del euro”. En cambio, de solucionarse los factores negativos que están minando la bolsa española y confirmarse los positivos, el Ibex 35 subiría, incluso más que otros índices ya que ha sido el más castigado. “Por arriba, el índice encontraría resistencia en los 6.900 puntos. Si superara este nivel, el siguiente a visitar serían los 7.280 puntos y, posteriormente, los 7.500 puntos. Más allá, tendría que superar la media móvil semanal de 50 sesiones, en los 8.400 puntos, aunque habría algún intermedio, por ejemplo, los 8.000 puntos”, explica el experto de Inversis Banco.

Puedes leer el artículo completo en Estrategias de inversión: http://www.finanzas.com/noticias/mercados/20120520/peligro-diversifique-1373357.html