Dicen que hay tres temas que dominan hoy el asunto de los mercados: El crudo, Grecia, y la Fed.

Sin embargo, de los tres, solo uno de ellos podría resultar catártico. Me refiero al mensaje de la Fed tras la reunión de hoy.

Ustedes saben mejor que yo que un mensaje hawkish pondría mucha (muchísima) presión en todo el mundo emergente. Al contrario, un mensaje Dovish (del tipo: “no vamos a iniciar un ciclo de subidas”), resultaría en beneficios psicoterapéuticos para muchos inversores y debiera ir acompañado de una fiesta emergente en los próximos días.

Así que, una vez mas (esto es agotador), todo se reduce a apostar en un sentido u otro. ¿Ustedes que tipo de mensaje esperan?

Yo, apoyándome en lo que el responsable para USA y miembro del comité de inversiones Andbank dijo en nuestra ultima reunión: “Aquí nadie piensa en inflaciones altas ni en ciclos de subidas de tipos”, me inclino a pensar en un mensaje de la Fed mas bien neutro, tirando a Dovish.  (Si. Ya sé que Hilsenrath dijo ayer: “There’s a “strong possibility” the Fed could drop its “considerable time” language tomorrow”, lo que equivale a un mensaje Hawkish). ¿Que quieren que les diga? ¿Contrarians otra vez? Pues que se le va a hacer.

A nuestro favor juega que el breakeven de inflación en USA está a mínimos desde 2009, que la pendiente del 30-2 está en “multi-year lows”, y que el ratio de participación laboral también está a mínimos de 25 años.

No. Una cosa es 1-2 subidas puntuales y llevar los tipos al 1%, y la otra es iniciar un ciclo que te los lleve por encima del 2.5%. Esto último sería muy, muy duro para el mundo EM.

En nuestra opinión, la cosa no da para un ciclo de subidas. (lo que, a priori, debiera tranquilizarnos).

Reconocemos, no obstante, que aunque puntual, una primera subida generará nerviosismo. Habrá que aguantarlo, pues.

Álex Fusté

Economista jefe de Andbank