Seguimos conociendo un poco más la figura del agente financiero. Hoy charlamos con Raúl Rodríguez, agente de Andbank España en Palencia. Este palentino soltero lleva 16 años trabajando en el sector financiero y 8 meses como agente. Se declara aficionado a los viajes y un apasionado del baloncesto: “llevo practicando este deporte desde que tenía 8 años; me ha enseñado lo que es el trabajo en equipo, la solidaridad, el esfuerzo y la competitividad”.

. ¿Qué crees que aportas como agente a las entidades con las que trabajas o has trabajado?

Considero que mi mayor aportación, además de la comercial y de clientes, es sobre todo el entusiasmo: cercanía, dinamismo y ganas de ser excelente en mi desempeño aportando las mejores soluciones financieras a nuestros clientes. También tratar de contribuir con mi experiencia y conocimientos a convertir a Andbank en la mejor entidad de banca privada de España haciendo que su marca sea conocida incluso en capitales pequeñas como Palencia.

. ¿Cómo es tu trabajo diario? 

El cliente es el centro de mi día a día. Yo vengo de una caja rural y en mi formación y ADN viene el estar muy pendiente del cliente, tanto de sus circunstancias financieras como de acompañarle en otro tipo de decisiones, aportándole un servicio global. Hay días en que me dedico a revisar documentación, leer informes, atender los morning meeting y estudiar la situación de mercado; y otros días que estoy hablando con clientes todo el tiempo. Sobre todo, respecto a productos estructurados que pueden ser interesantes, situación del mercado o fondos de inversión.

. ¿En qué te facilita tu labor trabajar con una entidad como Andbank? ¿Qué te aporta el banco?

Andbank es un gran socio en el que apoyarse por su arquitectura abierta, además de que te permite contar con la plataforma de Inversis. En Andbank estoy conociendo gente muy implicada, con grandes conocimientos, accesible y con ganas de crecer. Soy ambicioso y tener una organización que lo sea, que quiera crecer y ofrecer cada día el mejor servicio posible y que, además, te dé libertad y te anime a conseguir tus retos profesionales es una maravilla; y lamentablemente una rara avis en este mundo.

. Hay quien dice que el agente es una figura emergente, mientras otros consideran que es un clásico del sector financiero, ¿con qué idea te identificas más?

Claramente la idea que me identifica es que el agente financiero es una figura emergente y que, por lo menos en España, se acabará convirtiendo en el estándar de la industria porque conjuga los dos grandes valores que defiendo en este trabajo: tener cercanía con el cliente y formar parte de un gran equipo de profesionales comprometidos que te apoyen para dar las mejores soluciones integrales.

. ¿Qué retos tiene por delante el agente financiero hoy?

El principal reto es generar confianza y transparencia, ya que lamentablemente en esta industria la reputación ante el público general no es todo lo buena que debería ser. El segundo es la profesionalidad y la adaptación al cambio. Aunque la profesionalidad se presupone como el valor en el ejército, hay que demostrar día a día que eres el mejor asesor posible. El tercero es la educación financiera porque un cliente que sabe de finanzas, y entiende por qué se hace una cosa y no otra, es un mejor cliente y más fidelizado.

. ¿Qué cuenta más en este trabajo: formación o experiencia?

Creo que es un mix de las dos cosas. Yo he trabajado 15 años en una caja rural y ese trabajo me transformó como profesional. En mi opinión hay una cosa clara: una persona que acaba de salir de la universidad, por muy prestigiosa que ésta sea, no puede solo por eso ser un buen asesor financiero. La experiencia, las tablas y el desempeño con el cliente es fundamental.

. ¿Qué parte de tu trabajo realizas de forma presencial y qué parte en remoto, gracias a la tecnología? ¿qué te aporta cada una de estas dos formas de relación?

Las dos cosas son muy importantes. Quizás la tecnología me permite estar cerca del cliente 24/7 pero las reuniones presenciales en la oficina o fuera de ella son lo que realmente fideliza y da la confianza imprescindible al cliente. No creo que la tecnología vaya a sustituir al ser humano en el corto-medio plazo, pero será un apoyo fundamental para ser más eficiente y tener más y mejor información.

. ¿En qué basas tu motivación?

Mi motivación diaria es levantarme con la ilusión de poder ayudar a mis clientes a mantener e incrementar sus ahorros y poder aprender todos los días algo mas de este mundo tan maravilloso que son los mercados financieros.

. ¿Alguna anécdota que te haya ocurrido en tus años de experiencia como agente?

La verdad es que llevo solo 8 meses, soy un recién llegado a este mundo agencial, pero sí me ha resultado curiosa la reacción de la gente cuando comuniqué mi intención de abandonar mi puesto indefinido y buen sueldo por esta gran aventura que era la agencia financiera: ¡estas pirado!